Slow & Chic  | slowandchic@gmail.com | Madrid

  • Facebook - Grey Circle
  • Instagram - Grey Circle
  • Pinterest - Grey Circle

5 claves para tener una cocina chic

1 Oct 2018

Seas o no seas cocinillas la cocina suele ser un elemento importante en cualquier hogar. No hace falta que seas de los que te pasas horas cocinando, quizás eres de los que apenas usas el horno pero de los que disfrutan tomándose un delicioso café recién hecho  cada mañana. Por eso la cocina hay que pensarla bien. Hay que diseñarla para que sea funcional, que tenga todos los electrodomésticos bien ubicados y sobre todo que tenga un lugar dónde apetezca sentarse a disfrutar.

Por aquí se somos de cocinas blancas. Cocinas luminosas, atemporles, que no se pasan de moda y que además transmiten sensación de limpieza y orden. Pero a veces, si la cocina no se piensa bien, si nos limitamos a lo funcional puede resultar fría e impersonal. Hoy os contamos un par de ideas simples y muy básicas para que vuestra cocina o la nueva cocina que estéis pensando en hacer sea bonita, funcional, además de Slow & Chic

 

1. Una cocina sin flores, no es una cocina

 

 

 ​

 

Busca un hueco donde puedas dejar colocado de continuo un jarrón o una maceta para ir cambiando de flores o incluso tener plantas aromáticas para cocinar. Esto te dará mucho juego, si la cocina es blanca en este rincón podrás jugar con los colores que te dan las flores, cambiando así cuando te apetezca el aire de tu cocina. Tonos amarillos y naranjas en primavera, rosáceos, lilas o rojos para invierno. ¡Eso sí! Combinálos siempre con hoja verde fresca, potenciará el color de la flor y aportará frescura y vida a toda la cocina

2. Destaca algún elemento

Para romper la uniformidad del blanco suele ser interesante introducir algún elemento de otro material, que bien ayude a integrar el conjunto, si por ejemplo la cocina se integra en el salón, o por el contrario consiga llamar la atención sobre todo lo demás.

Por ejemplo, se puede jugar con unos taburetes en madera, como en la imagen de arriga, que ayudan a que la barra de la cocina quede perfectamente integrada con los muebles del comedor

 

3. Diferencia la zona de comer

Otra forma de personalizar la cocina y hacerla más acogedora es poner especial cuidado en la zona de comer. A veces simplemente basta con buscar una lámpara de comedor distinta, que destaque sobre todo lo demás, como la de la imagen de arriba, para que una cocina simple se convierta en una cocina chic y contemporánea.

 

4. Potencia la luz

Intenta que el rincón más luminoso de la cocina, sea la zona dónde colocar la mesa, o dónde pongas la encimera de trabajo. Al final, esos pequeños momentos de relax cocinando, de parar un rato para charlar con alguien, o de tomarse un café para desconectar, sean un lugar dónde tengas la máxima luz natural posible. La luz siempre nos ayuda recargar pilas, y sentirnos bien.

 

5. Busca detalles bonitos y enséñalos

Por último, todo sabemos que la cocina es un lugar de trabajo, en el que son necesarios distinto utensilios, envases, menaje, etc., para que resulte útil. La mayoría de las veces muchas de éstas cosas están a la vista, bien porque no nos queda más remedio o porque simplemente necesitamos que estén a mano. ¿Qué hacer con todo esto? La solución es bien fácil: busca elementos bonitos, que te identifiquen, que tengan un color divertido o que simplemente el diseño sea elegante y enséñalos. No los escondas, busca un rincón, cólocalos de forma ordenada y práctica y deja que se convierte en una pieza más decorativa de la estancia

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload